Amorfinos Cortos

4.7/5 - (9 votos)

Los amorfinos cortos se caracterizan por contar con pocas estrofas o incluso una sola. Por ejemplo:

El plátano para comer,
debe ser verde o pintón,
el hombre para querer,
no debe ser conversón.

El amorfino es un género musical propio de la costa ecuatoriana, que forma parte de los cantos folklóricos tradicionales de la zona.

Antes estos cantos tradicionales eran usados para halagar la belleza de una mujer o tenían un doble sentido, con el fin de cortejar a su destinatario/a. En algunas ocasiones los amorfinos se usaban incluso para «ofender» cuando el amor no era correspondido.

A continuación te presentamos algunos ejemplos de amorfinos cortos:

Amorfinos Montubios

Los versos de amor, en la costa, se llaman amorfinos. Son en realidad cuatro versos, sueltos o blancos, que pueden contener o no rimas consonantes:

Amorfino 1

Gallo que a mi me quiera

tiene que tener dinero

porque gallo con poca pluma

no entra en mi gallinero.

Amorfino 2

Allá viene la luna hermosa

saliendo del carrizal

boquita de caña dulce

como te pudiera besar.

Amorfino 3

Eres chiquita y bonita

eres como yo te quiero

eres la estrella más linda

en medio de dos luceros.

Amorfino 4

Amorcito de mi vida

amorcito de mi encanto

que cosita tú me has hecho

para yo quererte tanto.

Amorfinos chistosos

La sal y picardía del pueblo montubio se hace presente en sus amorfinos, fina estrategia para ablandar los ánimos de los presentes.

Amorfino 1

Anoche me fui por verte

por encima del tejado

salió tu mama y me dijo

por la puerta ¡desgraciado!

Amorfino 2

Por esta calle me voy

por la otra me doy la vuelta

la muchacha que me quiera

que deje la puerta abierta.

Amorfino 3

Las muchachas por aquí

no se dejan dar un beso

en cambio las de por allá

hasta estiran el pescuezo.

Amorfino 4

San Pedro tenía una novia

San Pablo se la quitó

si así fueron los santos

¿Por qué no he de serlo yo?

Amorfino 5

El ser negro no es ofensa

ni el color me quita la fama

que el zapato negro luce

el pie de cualquier dama.

Amorfino 6

No soy de por aquí

Yo soy de Cabito de Hacha

yo no vengo por las viejas

sino por las muchachas.

Amorfinos cortos de pareja y contrapunto

Si el amorfino es contestado, así empieza el «contrapunto» o llamado también desafío, es decir, un mano a mano de los trovadores que se contestan con sátiras e indirectas en contra del interlocutor musical.

Amorfino 1

Mujer: Yo soy la pólvora negra

revuelta con dinamita

cuando te metes en mi cama

lo que encuentro es una mechita.

Hombre: Yo soy la pólvora negra

revuelta con dinamita

me quito el maldito nombre

si no hago abuela a tu mamita.

Amorfino 2

Yo soy rica como el coco

sabrosa como el encocao

el hombre que a mí me prueba

si no queda loco queda desmayao

Hombre: Yo soy la concha de coco

y también la de raspar

yo soy el marido tuyo

y también de tu mamá.

Amorfino 3

Mujer: Usted para quererme a mí

ha de contar con dinero

que gallo de pocas plumas

yo no quiero en mi gallinero.

Hombre: Yo no tengo plata

ni tengo un coche

pero tengo un juguetito

para que juegues toda la noche

Mujer: Yo no tengo plata

ni tengo casa de teja

pero tengo una cosita

que casi muerto te deja

Amorfino 4

Hombre: Si pluma de oro tuviera

papel de plata comprara

para escribirte una carta

que un ángel te la llevara

Mujer: No quiero cosas con dueño

cosas que se van mañana

quiero cosas que me duren

años, meses y semanas.

Amorfinos dedicados a hombres

Las mujeres montubias aprovechan su ingenio para transmitir indirectas, bien directas, a sus hombres.

Amorfino 1

Ya te conozco, cholito

que te das de enamorado

andando de puerta en puerta

como lagarto cebao.

Amorfino 2

Los jóvenes de este tiempo

son como paja seca

apenas dan para el arroz

y no dan para la manteca.

Amorfino 3

Amores habrán tenido

como verdolaga en playa

pero nunca vas a tener

una negra de esta talla.

Amorfino 4

Los hombres dicen que me quieren

eso es mentira carajo

lo que quieren es joder

de la cintura para abajo.

Amorfinos dedicados a las mujeres

Los hombres montubios desatan su picardía cuando de enamorar se trata.

Amorfino 1

Las mujeres de este tiempo

solo quieren por interés

si el burro tuviera plata

también lo supieran querer.

Amorfino 2

Las muchachas de este tiempo son como limón podrido

apenas tienen quince años

ya piensan en marido.

Amorfino 3

Os te me estás regando

como verdolaga en playa

yo te voy a recoger

como pej en atarralla.

Amorfino 4

Allá arriba en ese cerro

hay una puerca preñada

cada vez que subo y bajo

se parece a mi cuñada.

Amorfino de amor

No todo es picardía, los amorfinos son en su más profunda esencia, declaraciones de amor.

Amorfino 1

En el fondo de la mar

suspiraba un caciquito

y el suspiro decía

quiéreme que estoy solito.

Amorfino 2

Que bonita casa nueva

en ajena posesión

la niña que está adentro

es la dueña de mi corazón.

Amorfino 3

Quisiera pero no puedo

hacer una casa en el aire

para vivir en el mundo

y no pensionar a nadie.

Amorfino 4

El amor que yo te tengo

es puro y sincero

porque tú eres en mi vida

la montubia que yo quiero.

Amorfino 5

Si amarte fuera verte

si verte fuera perderte

prefiero amarte sin verte

que verte para perderte.

Amorfino de desamor

Y cuando el amor no es correspondido, no hay nada mejor que ahogar las penas, que un buen amorfino.

Amorfino 1

De mi casa abajito

me pegué un resbalón

ni siquiera me dijiste

levántate corazón.

Amorfino 2

Cuando paso por tu casa

compro pan y voy comiendo

para que no me diga tu mamá

que de hambre me estoy muriendo.

Amorfino 3

El anillo que me diste

fue de oro y se rompió

el amor que me tuviste

duró poco y se acabó

Amorfino 4

Allá arriba, en ese cerro

tengo una cajita de oro

donde guardo mis suspiros

y las lágrimas que lloro.

Amorfino 5

La mujer bella y mal genio

es parecida al limón

la cascara es bonita

pero agrio, agrio el corazón.

Ejemplo de amorfinos de naturaleza

La vida del montubio está atravesada por la belleza de la naturaleza, así que seria imposible que sus versos no la retraten.

Amorfino 1

Que culpa tiene la flor

de haber nacido en el campo

qué culpa tengo yo

de haberte querido tanto.

Amorfino 2

Ayer pase por tu casa

me tiraste un limón

el limón cayó en el suelo

y el zumo en el corazón.

Amorfino 3

Las aves de la montaña

anidan en algodón

yo en cambio quiero anidar

dentro de tu corazón.

Amorfino 4

Quisiera ser patillito

chiquitito y nadador

para alcanzar la barquilla

donde navegar mi amor.

Amorfinos cortos que evocan espíritu montubio

Los amorfinos son el orgullo de los montubios del Ecuador, es por eso que muchos de los amorfinos relatan vivencias del montubio.

Amorfino 1

Si canto el amorfino

no lo hago por afición:

le canto porque soy montubio

y lo llevo en mi corazón.

Amorfino 2

Dicen que el ají maduro

pica más que la pimienta

así son las malas lenguas

que si preguntarles, ¡cuentan!

Amorfino 3

Por ahí viene Jesucristo

brincando por las paredes

Jesucristo por los hombres

y el diablo por las mujeres.

Amorfino 4

Ahora estás muy orgulloso

con tu hermoso celular

asómate más abajo

para darte de tomar.

Tabla de contenido
Ayúdanos compartiendo 😀
Facebook
Twitter
Pinterest

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *